Filme, pluma y píxel

Mis reflexiones sobre cine, literatura y diseño. Y sobre otras artes también.

Rechazar para apoyar

Desde que tengo memoria recuerdo la frase “hay que apoyar al cine mexicano”, que se traduce como “vayan a ver las películas mexicanas que se exhiben en el cine”. Escribo este post porque estoy harta de la frase y de sus implicaciones. Durante años los miembros de la industria -si es que hay tal- cinematográfica mexicana han tratado de implantar en nuestras mentes la idea de que el cine mexicano es como un niño desvalido que necesita de nuestra ayuda y si queremos que se mejore y fortalezca, debemos ir a ver cualquier cosa que produzca, dejando de lado el juicio crítico y la inteligencia. Una película que está por exhibirse me confirma esta creencia. Se llama El cielo en tu mirada, dos veces he visto el trailer, que los cines nos obligan a ver antes de que empiece la película que hemos elegido y por la que pagamos. Juro que he tenido una auténtica reacción física -arcadas- después de verlo. También, aunque no necesito jurarlo, que con sólo ver el trailer sé sin temor a equivocarme la trama, climax y final de la película, y no porque el trailer esté particularmente mal editado, sino porque la pobreza de la historia es evidente desde el primer instante, literalmente. Este es cine mexicano, pero no EL cine mexicano.

No nos dejemos engañar. Un auténtico apoyo al cine mexicano sería tener un juicio crítico y NO ir a ver una telenovela en formato de película, con actores -o modelos, cantantes y demás- de telenovela. Los productores nos tienen en muy mal concepto. Asumen que como en este país hemos crecido viendo la TV abierta y con una escasa o nula cultura literaria, cualquier basura nos va a dejar satisfechos. Luego nos repiten su mantra: “hay que apoyar al cine mexicano” y pretenden hacernos sentir comprometidos con la industria nacional. Nulo criterio + compromiso nacionalista parece un binomio exitoso para cualquier cinta mexicana que se exhibe comercialmente. Lo único bueno de todo esto, es que al parecer estos productores siguen pasando por alto el hecho de que cuando una película mexicana se exhibe en un cine, va a competir con otras tantas, en su mayoría provenientes de Estados Unidos, que si bien, en muchas ocasiones son tan o más pobres de contenido, siempre son inmensamente superiores en la forma, en su manufactura. Mientras que una basura mexicana es protagonizada por Jaime Camil y la hija de Eugenio Derbez -no recuerdo su nombre y francamente no quiero tomarme la molestia de buscarlo- una basura norteamericana es protagonizada por Robert Pattinson y Kristen Stewart. Una basura mexicana tiene la manufactura de una telenovela filmada en cine, mientras que una norteamericana es una producción de millones de dólares. Así que después de todo, este cine mexicano no tiene oportunidad de competir en la industria. Eso nos regresa al inicio, en realidad no hay progreso y el “apoyo” no sirve de nada.

Es una ironía que el cine mexicano que triunfa en el mundo -el bueno, el que sí hay que apoyar- es el menos apoyado comercialmente, aunque es entendible por qué sucede.  Mientras que el cine que se exhibe comercialmente fracasa porque no puede competir con las otras películas que nos llegan del resto del mundo, el cine de bajo presupuesto, el casi artesanal, el que libra batallas desde su origen, el que sólo se exhibe en festivales y una que otra sala durante un par de semanas, ese cine, es el que logra el reconocimiento en resto del mundo. Así que efectivamente, creo que hay que apoyar al cine mexicano, pero hay por lo menos dos y hay que distinguir muy bien a cuál. Uno es el que me inspiró a escribir esto, el que me provoca arcadas cuando veo el trailer, el de los guiones que parecen escritos por seres que no han leído más de una decena de libros en su vida, el de actores que no lo son, el que parece un regalo para niños mimados de la industria. Este es el que hay que evitar a toda costa, incluso en video, más aún, incluso cuando llegue a la televisión. Evitarlo es una protesta que dice “esto es una ofensa a mi inteligencia, no soy ignorante ni retrasado mental y no voy a gastar mi tiempo viendo algo que nunca debió producirse y que es un deperdicio de dinero (muchas veces proveniente de subsidios del gobierno)”.

El otro cine es el que está hecho por amor, nada más que por amor. Los cineastas saben muy bien que no van a ganar dinero, ni fama. Saben que sólo un puñado de gente va a conocer su película, que aunque gane premios en festivales internacionales, la mayoría del público nacional ignorará su existencia y que aún con aquel reconocimiento internacional, su siguiente película -si es que la hay- pasará por el mismo proceso doloroso de realización y exhibición. Este es el cine mexicano que hay que apoyar, encomienda más difícil aún, debido a su escasa exhibición y promoción. Pero no nos dejemos engañar, si realmente queremos apoyar a la industria nacional, NO lo hacemos pagando por ver a mediocres cantantes jugando a actuar. Lo hacemos cuando logramos, por ejemplo, que una película como Año Bisiesto dure mucho más de lo esperado en las pocas salas donde se exhibe. Así las cosas.

 

Anuncios

2 comentarios el “Rechazar para apoyar

  1. sandra paola
    15 febrero 2012

    como siempre me quedo con un buen sabor de boca con todo lo que tu puedes fas una opinión bety, es muy cierto tu argumento y ojala todos pensáran un poco mas antes de seguir apoyando algo que no trasciende y ver mas cine de arte que en su mayoría es gratis.

    • Beatriz Martínez Sosa
      16 febrero 2012

      Gracias por tu opinión. Aunque el término “cine de arte” también puede llegar a ser engañoso, yo prefiero llamarlo sencillamente, buen cine. Y bueno, a veces es gratis pero otras no, e incluso llega a implicar un gasto extra de tiempo porque no se encuentra en cualquier lugar, pero de cualquier manera es el que vale la pena pagar por ver :).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 13 febrero 2012 por en cine y etiquetada con , , , .
A %d blogueros les gusta esto: